Contacto

“Y un pimiento” o “El fontanón” o “Huertatis” o por qué no? “A freír espárragos”. Sita y Sam o Sam y Sita dando vueltas a esto del nombre… ¿espacio interactivo? ¿de participación? ¿aprendizaje? ¿conocimiento? ¿experimental?… pues… no sabemos, dependerá del tiempo, del clima, de la luz de los días, del pronto y el arrebato. Lo que de momento sí sabemos es que las familias Sita y Sam reunidos no desaprovechan un minuto en zarandajas, que la emoción de vivir rebosa en nuestros encuentros, que las copas se alzan con una sonrisa a mandíbula batiente, entre charlas y comistrajos varios… que compartimos nuestras inquietudes, nuestras certezas y vicisitudes… que si el panorama está así o asá, que si has visto lo último, leído aquello, escuchado lo otro… y en el transcurrir, los pimientos, los tomates, las patacas, calabacines, acelgas, cebollas, puerros, crecen y crecen, entre nuestra pasmada vitalidad.

Aquí, en Lombillo, se ubica nuestro ecohuerto, donde nuestras prácticas respetuosas con el medio ambiente (a veces miedo al ambiente) dan sus frutos. Lombillo, pedanía de Ponferrada, en la comarca del Bierzo, dicen que tiene un microclima (que siempre nos hemos preguntado ¿qué región no tiene un microclima? Nos da que el palabro está de moda). Describen el microclima como «muy especial, suave, benigno, más bien templado, regulado por cierta humedad, sin duda por estar situado en un valle que lo hace muy adecuado para el cultivo de vid haciendo posible la elaboración de sabroso vinos» … ya está, ya hemos desvelado lo que contenían nuestras copas.

Buscando información sobre Lombillo hemos descubierto que uno de los tres monumentos de esta pedanía de apenas 71 habitantes es la fuente romana que está encima de la entrada de nuestro pequeño huerto, por eso lo del “fontanón”.

El Fontanón

El Fontanón

– Pero… Sita, ¿de verdad que no te gusta? Pues… ¡descartado!

El huerto tiene aproximadamente 400 m2,

El EcoHuerto

El EcoHuerto

con un pozo para riego,

El Pozo de Agüita

El Pozo de Agüita

una zona con cuatro frutales y el espacio del futuro gallinero.

Los Frutales

Los Frutales

La idea de hacer esta blog es compartir el trabajo que hacemos en el huerto y seguir avanzando con vuestra ayuda y a través de vuestras experiencias, validando nuestros lemas “aprendiendo de la tierra” y “haciendo y deshaciendo”. Es que:

-Sita, y ahora que ha terminado el verano ¿qué plantamos?

-¡Ah! Sí home sí… repollos y coles y acelgas y espinacas y cebolla y…- me responde sin aliento

– ¡Venga ya! Y si te parece un pimiento ¡que no hay más días que sandías!- Sam espeta.

Y de esta manera hemos llegado al final, pretendemos que este blog nos sirva para centrarnos, para aprender, para divulgar, para compartir, para conocer… y antetodo, para mantener la emoción de vivir.

– ¡Ya está! ¡Lo tengo! ¡Eureka! El blog se va a llamar… (redobles de tambor)… ¡¡¡El CALAMBRIÓN!!!